Lo que necesitas saber sobre el Bitcoin Cash

En el 2009 inicia oficialmente la era de las criptomonedas con la aparición del Bitcoin, un organismo, persona, grupo o entidad con el seudónimo de Satoshi Nakamoto fue quien promovió y activo este nuevo mecanismo descentralizado de negociación electrónica, que al principio no contaba con gran demanda ni valor comercial. Con el paso del tiempo, debido a múltiples factores positivos en su dinámica y arquitectura esta criptodivisa se hizo cada vez más demandada y por lo tanto más valiosa desde el punto de vista económico, sin embargo la generación de bloques de Bitcoin no es un proceso sencillo, requiere de una labor denominada minería electrónica, que consiste en ser premiado tras la resolución de ecuaciones matemáticas complejas que ayudan a proteger la red Blockchain. Debido a esto cada día se invierten muchos recursos para minar los cada día más demandados criptoactivos, a mediados de 2017 surge el Bitcoin Cash, nueva moneda electrónica derivada del Bitcoin y que propuso una solución ingeniosa a el problema de sobrecarga de trabajo en la minería tradicional; en este post explicaremos algunos detalles importantes que debes saber sobre esta nueva iniciativa económica.

¿De Dónde Nace?

El Bitcoin Cash es un derivado del propio Bitcoin, que nace de la necesidad de buscar solución al problema de que el limite de minado tradicional es de 1 MB cada diez minutos, lo que supondría 7 transferencias por segundo; considerando la alta demanda mundial de Bitcoin esta cifra es demasiado baja, por lo cual se determinó que la moneda tenía que evolucionar, por lo que se decidió separar los bloques transnacionales de la moneda resultando así en una nueva divisa electrónica. Al generarse entonces nuevos bloques a partir de la nueva moneda estos pudieron alcanzar velocidades de 8 MB por segundo, lo que si satisface la demanda mundial, (más información en https://www.criptoactual.com/bitcoin-cash/ ).

El Proceso de Minado

El sistema de hardware requeridos para minar el Bitcoin Cash es el mismo que el de su predecesora, al conservar el algoritmo SHA256 ambas monedas electrónicas requieren soporte de máquinas ASIC para ser minadas, eso supone una ventaja para muchos mineros que deseen migrar en su inversión o compartir ambos enlaces, la diferencia reside en el tamaño de los bloques, ya que el Bitcoin siempre ha mantenido una cadena de bloques de 1 MB mientras que cada cadena de bloques de la nueva divisa es de 8 MB, lo que da mayor oferta de mercado.

Rentabilidad

Las expectativas en torno a la creación de esta nueva herramienta financiera electrónica fueron tan altas que el mismo día de su lanzamiento incrementó en 150% su valor, eso hizo que se corriera una temporada de demanda muy alta lo que siguió generando alza durante un tiempo; sin embargo, con el transcurrir de los días la gente que había ganado con negociaciones en Bitcoin Cash empezó a venderlos y a comprar Bitcoin de nuevo, tal vez por la confianza en la moneda tradicional. Todo esto ha generado que su precio se estabilice y no parece que pueda superar o apabullar al token tradicional.